Astrofísicos se preparan para observar la explosión de una estrella supergigante

 

La estrella supergigante roja vive días cruciales. Las observaciones de las próximas semanas podrían permitir entender si la vida de la supergigante está llegando a su fin.

Esta estrella llamada Betelgeuse, cuyo principal rasgo es la brillantez que muestra en el firmamento nocturno, ha atenuado su brillo, lo cual puede ser señal de su próxima explosión, afirmaron los científicos.

Luego de explotar, la estrella se convertiría en una supernova, lo cual es la última etapa de la vida de un astro. Este acontecimiento estelar podría suceder en las próximas dos semanas. Los científicos están atentos para registrar detalles de su final.

Betelgeuse es una estrella colosal cuyo diámetro es de unas 1.400 veces más grande que el de nuestro Sol y está ubicada en la constelación de Orión, a unos 640 años luz de la Tierra.

A inicios de este mes de febrero, astrónomos de la Universidad de Villanova, EE.UU., han publicado los últimos datos registrados sobre la estrella en la cual informan que su brillo era aproximadamente, 2,5 veces más intenso en el mes de septiembre del año pasado.

Los registros fotométricos más recientes indicaron que Betelgeuse es actualmente la menos luminosa y la más fría que se haya medido en nuestros 25 años de trabajo fotométrico, informaron los científicos.

Por esta razón, ellos creen que está a punto de explotar. Sin embargo, esta pérdida de brillantes también podría deberse a un estallido de polvo estelar de sus capas exteriores extremadamente frías o un evento desconocido. Los detalles de este acontecimiento se podrán conocer en las próximas dos semanas.

Los científicos también señalaron que c es una estrella variable, es decir, su brillo tiene diferentes ciclos, ascendentes y descendentes. Cuando los ciclos mínimos se juntan, puede mostrarse excepcionalmente tenue, tal como se muestra ahora; pero este estado dura muy poco y, pronto, logra su brillantez habitual.

Se espera que este 21 de febrero, cuando termine su periodo de pulsación, se registre el brillo mínimo. Lo que alertó los astrónomos fue que, actualmente el astro, parece ser más tenue de lo que debería durante un periodo de pulsación.

Entre los muchos factores que pueden originar este fenómeno es que esté a punto de explotar. Si esto no sucede, si Betelgeuse comienza a recuperar su brillo después de esta fecha, podría tratarse solamente de una pulsación más; o sea, la vida de la estrella no correría peligro, informaron.