Misión Kepler de la NASA confirma la existencia de 715 nuevos mundos

La misión Kepler de la NASA anunció el miércoles el descubrimiento de 715 nuevos planetas. Estos mundos recién verificados orbitan 305 estrellas, lo cual revela la existencia de sistemas de múltiples planetas muy parecidos a nuestro sistema solar.

 

Casi el 95 por ciento de estos planetas son más pequeños que Neptuno, que es casi cuatro veces el tamaño de la Tierra. Este descubrimiento marca un aumento significativo en el número de planetas conocidos similares a la Tierra, que los exoplanetas identificados previamente, los cuales están fuera de nuestro sistema solar.

"El equipo de Kepler continúa sorprendiendo con sus resultados en la caza de planetas", dijo John Grunsfeld, administrador asociado del Directorio de Misiones Científicas de la NASA en Washington. "Que estos nuevos planetas y sistemas solares se parezcan un poco a los nuestros, augura un gran futuro cuando tengamos el Telescopio Espacial James Webb en el espacio, el que caracterizará estos nuevos mundos."

Desde el descubrimiento de los primeros planetas fuera de nuestro sistema solar, hace aproximadamente dos décadas, la verificación ha sido un proceso laborioso planeta por planeta.

Ahora, los científicos tienen una técnica estadística que se puede aplicar a muchos planetas a la vez, cuando se encuentran en los sistemas que albergan más de un planeta alrededor de la misma estrella.

Para verificar esta abundancia de planetas, un equipo de investigación co-dirigido por Jack Lissauer, científico planetario del Centro de Investigación Ames de la NASA en Moffett Field, California, analizó las estrellas con más de un planeta, los cuales fueron detectados en los dos primeros años de las observaciones de Kepler: de mayo de 2009 a marzo de 2011.

El equipo de investigación utilizó una técnica llamada de verificación por multiplicidad, que se basa en parte en la lógica de la probabilidad. Kepler observó 150.000 estrellas, y ha encontrado que unos pocos miles de ellos, son candidatos a tener planetas. Si los planetas se distribuyeron al azar entre las estrellas observadas, sólo un puñado tendría más de un planeta. Sin embargo, Kepler observó cientos de estrellas que tienen múltiples planetas. A través de un cuidadoso estudio de esta muestra, se verificaron estos 715 nuevos planetas.

Este método se puede comparar con el comportamiento que conocemos de los leones y leonas. En nuestra sabana imaginaria, los leones son los protagonistas de Kepler y las leonas son los candidatos a planeta. Las leonas a veces se observan agrupadas mientras que los leones tienden a vagar por su cuenta. Si usted ve a dos leones que podrían ser, un león y una leona, o podría ser dos leones. Pero si se reúnen más de dos grandes felinos, entonces es muy probable que sea un león y su grupo. De este modo, a través de la multiplicidad, la leona se puede identificar de forma fiable en forma muy similar a múltiples planetas candidatos, que se pueden encontrar alrededor de la misma estrella.

"Hace cuatro años, Kepler comenzó una serie de anuncios primero de cientos, luego miles de planetas candidatos -, pero no eran más que mundos candidatos", dijo Lissauer. "Ahora hemos desarrollado un proceso para verificar múltiples planetas candidatos a granel para entregar planetas al por mayor, y lo hemos utilizado para dar a conocer una verdadera bonanza de nuevos mundos."

Estos sistemas de múltiples planetas son un terreno fértil para el estudio de los planetas individuales y la configuración de los “barrios” planetarios. Esto proporciona pistas sobre la formación de planetas.

Cuatro de estos nuevos planetas son de menos de 2,5 veces el tamaño de la Tierra y orbitan en la zona de posible habitabilidad de su sol, que se define como el rango de distancia de una estrella donde la temperatura de la superficie de un planeta en órbita puede ser adecuada para el agua líquida vivificante.

Uno de estos nuevos planetas que está en esta zona de habitabilidad, llamado Kepler-296f, orbita una estrella de la mitad del tamaño y 5 por ciento más brillante que nuestro sol. Kepler-296f es el doble del tamaño de la Tierra, pero los científicos no saben si el planeta es un mundo gaseoso, con una envoltura de hidrógeno y helio, o se trata de un mundo de agua rodeada de un océano profundo.

"A partir de este estudio nos enteramos que estos planetas que están en sistemas múltiples son pequeños y sus órbitas son planas y circulares, diferente a nuestra clásica visión parecidas a un átomo", dijo Jason Rowe, científico investigador en el Instituto SETI en Mountain View, California, y co-líder de la investigación. "Cuanto más exploramos, más encontramos rastros conocidos de nosotros mismos entre las estrellas, que nos recuerdan a casa."

Este último descubrimiento trae el recuento confirmado de planetas fuera de nuestro sistema solar a casi 1.700. A medida que seguimos para llegar a las estrellas, cada descubrimiento nos acerca un paso más a una comprensión más exacta de nuestro lugar en la galaxia.

Lanzado en marzo de 2009, Kepler es la primera misión de la NASA destinada a encontrar planetas potencialmente habitables. Los descubrimientos incluyen más de 3.600 candidatos a planetas, de los cuales 961 han sido verificados como mundos posiblemente buenos.

Los resultados serán publicados el 10 de marzo en la revista The Astrophysical Journal y estarán disponibles para su descarga en:

http://www.nasa.gov/ames/kepler/digital-press-kit-kepler-planet-bonanza

Para obtener más información sobre el telescopio espacial Kepler, visite:

http://www.nasa.gov/kepler

Fuente: NASA.gov