Las Infecciones Urinarias son un Problema de Salud Pública

 

El mal uso y abuso de los antibióticos ha generado un incremento creciente de la resistencia bacteriana

  • Más del 50% de las mujeres presentan una infección urinaria a lo largo de su vida.
  • La bacteria E.coli ha desarrollado altos porcentajes de resistencia afectando la eficacia de los tratamientos y perjudicando la salud de los pacientes.
  • Se recomiendan la aplicación de métodos preventivos como medidas para disminuir la prevalencia de esta enfermedad

Mayo 2018.- Las infecciones del tracto urinario se encuentran entre las infecciones más prevalentes del ser humano generando una fuerte carga social y económica, siendo las mujeres la población más afectada por este problema, Se estima que más del 50% de las mujeres presentarán un cuadro de infección urinaria alguna vez en su vida y nuestro país no es ajeno a éste problema.

La Dra. Reyna Boggiano, Gerente de Asuntos Médicos de OM Pharma, explicó que las infecciones urinarias toman relevancia al poner en riesgo la salud, calidad de vida y la productividad de las personas. Esta enfermedad se produce por la presencia de gérmenes en las vías urinarias, principalmente la E. coli, bacteria causante de aproximadamente el 80% de los casos de Infección del Tracto urinario, cuyas molestias más comunes son el dolor o ardor al miccionar, urgencia urinaria, fiebre, malestar general y en casos complicados infecciones urinarias altas que comprometen el riñón y pueden ocasionar daños irreversibles.

Según explicó, existen un grupo de casos catalogados por la literatura médica como Infecciones del Tracto Urinario “Recurrentes” y quienes lo sufren tienen más suceptibilidad de desarrollar complicaciones tales como: Pielonefritis (Infeccion Urinaria Alta y complicada), deterioro de la función renal, parto prematuro y muerte fetal en el caso de gestantes.

Se estima que un tercio de las visitas a las consultas en Atención Primaria de salud corresponden a procesos infecciosos, y de ellos un 10% se refieren a infecciones del tracto urinario.

Alrededor de un 25% de las mujeres que experimentan una infección urinaria experimentarán otro episodio en los siguientes 6 meses, y un 44% en los siguientes 12 meses.

La especialista agregó que desde los síntomas esta enfermedad ya tiene un impacto significativo no sólo en la salud sino también en la calidad de vida de quienes la sufren, generando adicionalmente disminución en la productividad y ausencias laborales sin tomar en cuenta las pérdidas económicas tanto para la paciente como para el Estado.

Por lo tanto, advirtió que es necesario tomar medidas preventivas para evitar el desarrollo de la enfermedad, recalcó que el mal uso de los antibióticos con la consecuente resistencia bacteriana juega un papel vital que debe ser tomado en cuenta por los médicos, por lo cual debe considerarse la “prevención”. De acuerdo a la OMS, la resistencia a los antibióticos se ha extendido ampliamente, específicamente las Sulfas y Fluoroquinolonas, ambas familias de las más utilizadas en el tratamiento de las Infecciones del Tracto Urinario causadas por E. coli. Ello, viene afectando su futura eficacia en los tratamientos en general.

Prevención

Dada esta alarmante situación sobre las crecientes tasas de resistencia bacteriana aunada a los peligrosos efectos de la enfermedad en los pacientes, las Guías de la Asociación Europea de Urología 2018 insisten por segundo año en darle una mayor importancia a la prevención, mediante la educación sobre medidas de higiene adecuadas y de comportamiento personales (ingesta de líquidos, evitar la micción retardada, promover la micción post-coital, uso de duchas vaginales y de ropa interior adecuada) así como la profilaxis inmunoactiva que toma un papel protagónico como método preventivo preparando el sistema inmune del paciente para combatir al uropatógeno E. coli.

De acuerdo a una robusta evidencia científica, con la profilaxis inmunoactiva se puede obtener una reducción del 40% en el número de recurrencias de las infecciones del tracto urinario, así como la disminución de la intensidad y duración de los síntomas y el número de días de utilización de antibióticos.

Contacto Prensa. Agencia Pi-Ar